miércoles, 18 de julio de 2012

Los californianos aprenden de sexólogos valencianos

Un grupo de americanos del Máster de Migraciones estudia el impacto de un programa de salud sexual en población inmigrante de Valencia. 

Publicado en Levante emv 

Un grupo de quince estudiantes de la Universidad del Sur de California que realizan el Master Internacional en Migraciones de la Universitat de València visitaron ayer el centro de salud Fuente de San Luis para conocer los resultados del programa Mihsalud, un intervención de salud pública que comenzó hace cinco años en la ciudad de Valencia para promover buenos hábitos de salud sexual y reproductiva en poblaciones vulnerables de inmigrantes y colectivos desfavorecidos. 
En la iniciativa participan ocho centros de salud de los departamentos Valencia-Doctor Peset y Clínico-Malva-rosa junto con la Asociación para la Cooperación con Ecuador (Acoec). 
El psico-sexólogo Felipe Hurtado del centro de salud Fuente de San Luis informó a los visitantes que el 45 % de las personas que acudían al servicio de orientación sexual era de origen inmigrante, la mayor parte (35 %) latinoamericano. 
De los 829 demandantes de ayuda solo un 11,7 % tenía estudios universitarios, el 31 % se dedicaba a la limpieza o a cuidar personas y un 4 % ejercía la prostitución. El primer motivo de consulta era la demanda anticonceptiva, seguida de la solicitud de aborto y sobre sexualidad. 
Hurtado destacó que la tasa de gestación de las mujeres inmigrantes superaba claramente a la de las españolas y que la edad de las relaciones sexuales era similar (18 años) en ambos grupos de población, así como las infecciones de trasmisión sexual (5 %). El programa ha movilizado a más de 3.500 personas en cinco años en temas de salud infantil y prevención de la violencia de género, que es una de las áreas que más interés suscita entre los participantes para intentar atajar cualquier incidentes que se produzca.